Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Adios al sueño del O2 Arena. Las promotoras deberán devolver 92 millones de euros

Adios al sueño del O2 Arena. Las promotoras deberán devolver 92 millones de euros

europafm.com |  | Actualizado el 22/10/2015 a las 15:52 horas

Alrededores del O2 Arena anunciando su muerte

Alrededores del O2 Arena anunciando su muerte / europafm

AEG Live, la compañía que convenció a Michael Jackson para realizar 50 conciertos en el O2 Arena en Londres, firmó con el artista un contrato de 300 millones de libras y una casa para hospedarse hasta marzo de 2010.

Randy Philips, jefe de la compañía estadounidense, sus managers, asesores y promotores programaron los conciertos en el O2 Arena de Londres sin mencionárselo al cantante, con tal de solventar una deuda de más de 500 millones de dólares. Michael declaró: "No se como voy a hacer 50 conciertos. Estoy muy enfadado". Finalmente Philips fue quien consiguió convencer a Michael Jackson para que volviera a los escenarios y realizar su despedida del mundo de la música por todo lo alto.

El cantante estaba preocupado por su salud y por cómo podría enfrentarse a su regreso. Sin embargo la compañía daba por hecho que estaba en plena forma, declarando "es vegatariano, está en buena forma". A partir de entonces, salieron a la venta las entradas para la gira que comenzaría el 13 de julio y anunciaron que el megaescenario estaría decorado con 300.000 cristales Swarovsky. Philips declaró que Michael estaba entrenando para los conciertos aunque, por otro lado, los asesores de Michael ya anunciaban su mal estado respecto al cáncer de piel que padecía.

La página web de AEG Live ha anunciado a los seguidores que los conciertos han sido cancelados y que se intentará reembolsar la totatidad del precio de la entrada a todos aquellos que la hayan adquirido. Por su parte Ticketmaster y Seatwave, distribuidoras de entradas para los conciertos, ha comentado que la política de las entradas es que en caso de anulación, se les devolverá la cantidad exacta junto con los gastos de reserva. No correrán esa suerte quienes hayan conseguido sus entradas en distribuidores no oficiales. Incluso aquellos que tuvieran reservado ya vuelos y alojamiento. La muerte del cantante dejará un rastro de deudas y bancarrotas. Todo es una gran pérdida...