Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

¡Y NO ES LA PRIMERA VEZ!

Miley Cyrus y su hermana Noah, infractoras al volante

Miley Cyrus rompe cualquier regla y parece que esa costumbre es genética y se está extendiendo. Ahora es su hermana Noah, que con 15 años presume de conducir, sin importarle los requisitos necesarios para hacerlo e infringiendo la ley, lo que podría acarrearle problemas.

europafm.com | Barcelona | Actualizado el 23/10/2015 a las 10:07 horas

Miley Cyrus y su hermana conduciendo su nuevo Jeep

Miley Cyrus y su hermana conduciendo su nuevo Jeep / Instagram

Noah Cyrus está aprendiendo demasiado rápido las malas costumbres de su hermana Miley. Parece que la pequeña del clan Cyrus no atendió muy bien en las clases para sacarse el carné de conducir y se pasa la normativa de circulación por el puente de Brooklyn.

Con 15 años acaba de obtener el permiso de conducir provisional (aún le falta otro examen para poder conducir sola), lo que le obliga a conducir su nuevo Jeep Wrangler siempre acompañada de alguien mayor de 25 años, y siempre sentada en los asientos delanteros para tomar el control del vehículo en caso de imprevisto. Pero en esta ocasión, no había nadie más en el coche que su hermana Miley, que tiene 22. Así lo demuestran las fotos que las hermanas Cyrus han compartido en las redes sociales, incumpliendo la normativa en materia de tráfico.

Pero aún hay más. La hermana de la cantante hace una foto al volante y cuentaquilómetros, sin darse cuenta que su otra mano no aparece, supuestamente, porque está sujetando la cámara de fotos, lo que impide mantener el control total del vehículo mientras circula a 15 mph y haciendo caso omiso a los consejos de seguridad vial.

No es la primera vez que a la familia Cyrus parece no importarle las normas de circulación. En 2013, su padre Billy Ray Cyrus dejó a Noah conducir su Fiat a pesar de tener sólo 13 años. Por suerte, la joven y su padre evitaron la multa y consecuencias legales porque la policía no pudo cogerles in-fraganti.