Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

EN EL AEROPUERTO DE WASHINGTON

Este es el pene de ratón que movilizó a la seguridad de un aeropuerto

El científico Martin Cohn movilizó a la seguridad de un aeropuerto cuando encontraron una réplica del pene de un ratón dentro de su equipaje.

@europa_fm | Madrid | Actualizado el 22/08/2017 a las 09:44 horas

Modelo 3D de un pene de ratón

Modelo 3D de un pene de ratón / Agencias

Martin Cohn, experto en malformaciones genitales y del aparato urinario de la Universidad de Florida, cuyo campo de investigación se basa en las malformaciones y defectos congénitos de los órganos genitales y las vías urinarias, utiliza actualmente multitud de modelos 3D.

El científico llevaba en su equipaje un utensilio algo peculiar y una de las agentes lo paró en el control de seguridad del Aeropuerto Ronald Reagan de Washington, topándose con la sorpresa de que el pasajero llevaba un modelo 3D de 15 cm de un pene de ratón.

La agente de la TSA le preguntó si su equipaje contenía objetos frágiles y Cohn respondió que sí, nombrando los modelos anatómicos impresos en 3D que llevaba en la maleta. La oficial sacó un par de embriones de ratón impresos en 3D, hasta que llegó al modelo de pene de ratón de 15 cm. El científico le explicó lo que era, pero la oficial no se lo acabó de creer y llamó a otros tres compañeros para que pudiesen discernir de qué se trataba realmente aquel objeto. Cohn volvió a explicarse y la reacción de los oficiales fue reírse.

Al parecer, Cohn no fue el primer científico interrogado por culpa de esta pieza, sino que otro de sus compañeros también lo fue, pero en esa ocasión, el oficial de la Administración de Seguridad del Transporte (TSA) del aeropuerto de Washington DC miró en la bolsa sin importancia, le guiñó un ojo y le dejó ir.

Una de cada 250 personas sufren alguna malformación genital y sus causas no están claras a día de hoy. Por ello, el modelo 3D de pene de ratón es una demostración de Cohn sobre lo detallada que puede ser esta técnica y cómo pueden crearse modelos a gran escala.

Cohn ha llegado a transportar huesos de espinilla de un perezoso gigante o embriones de tortuga en una nevera. Mientras que otros investigadores como Diane Kelly, han transportado otros modelos 3D, por ejemplo una vagina de delfín, por la cual fue también interrogada.

El caso de Cohn acabó finalmente con un interrogatorio, en el cual los agentes vieron que el modelo del pene de ratón contenía un tubo blanco en su interior y él les explicó que era un báculo, un tipo de hueso que algunos mamíferos tienen en el interior de su pene y que no poseen los seres humanos porque lo perdieron a lo largo de la evolución.

Los agentes del aeropuerto dejaron marchar al científico sin mayores problemas.

Últimas Noticias