DESNUDAR LOS MIEDOS

“La muerte de mi hermana me quitó un montón de corazas y de chulería”: las 20 frases más potentes de Dani Martín en 'El Objetivo'

Dani Martín se ha quitado la coraza en su entrevista en El Objetivo de Ana Pastor. Es de eso precisamente de lo que ha hablado, de desnudar los sentimientos y de perder el miedo a mostrarse tal y cómo es uno. El cantante también ha reflexionado sobre su salud mental, sobre la repercusión del confinamiento en su carrera artística, y sobre la trágica muerte de su hermana. “No somos superhéroes, es mejor vivir los duelos”.

💡 Consigue entradas dobles y un meet & greet para los conciertos de Dani Martín

Dani Martín Familia
Dani Martín Familia // Dani Martín Familia

Europa FM

Madrid 04/11/2021 15:08

Después de cuatro años sin subirse a un escenario, Dani Martín regresa con Qué caro es el tiempo, la nueva gira que arrancó en Valencia el 30 de octubre de 2021. Gracias a su indiscutible talento, sus fans han podido reencontrarse con todas las canciones que los han llevado a los lugares donde han sido felices, y que tanto tiempo han esperado para cantar de nuevo con el artista.

El paso del tiempo es precisamente uno de los temas que ha abordado en su encuentro con Ana Pastor en El Objetivo, donde ha tenido la oportunidad de sincerarse sobre sus miedos y de reivindicar el papel del entorno en el que creció en configurar la persona que es hoy. También ha hablado del fallecimiento de su hermana Miriam, cuando la vida le frenó y le quitó “un montón de corazas y chulería”, y se referido sobre el estado de su salud mental.

Estas son las 20 frases más potentes de la entrevista de Dani Martín.

Qué caro es el tiempo

  • “¿Por qué después de veintiún años dedicándome a la música, puedo seguir trabajando y viviendo de ella? ¿Por qué me pasa esto? Siempre ha rondado en mí el síndrome del impostor: no me siento talentoso”.
  • “El tiempo es muy caro y creo que es lo más bonito que tenemos, es nuestro mayor tesoro. Según cumples años, te das cuenta de lo valioso que es y de la cantidad de tiempo que hemos perdido con cosas irracionales”.
  • “Vivir te da la posibilidad de ir cambiando cosas que no te llevan a la felicidad”.
  • “Cuando actué en Valencia, fue una sensación de gratitud absoluta. Valoré mucho ese tiempo que he estado sin hacer lo que más me gusta, tocar en directo”.

“Llenar el Wizink Center de Madrid no es verdaderamente lo que me hace feliz”

  • “El confinamiento, la pandemia o una ruptura. El hecho de que la paciencia tuviera que formar parte de mi vida y me dejara en el sofá de mi casa sentado, sin que pudiera hacer lo que he estado haciendo durante veintiún años, que es trabajar y poner toda mi autoestima y todas mis manzanas en la cesta de la profesión, me han hecho darme cuenta en esta etapa de que no sólo es el aplauso, el éxito o llenar el Wizink Center de Madrid lo que verdaderamente me hace feliz”.

Un año y medio yendo al psiquiatra

  • “Llevo un año y medio yendo al psiquiatra por un montón de cosas que antes me frustraban, sobre todo, todas aquellas que no dependían de mí. Todo eso, me generaba una frustración que luego yo lanzaba hacia mis seres queridos”.
  • “Durante el año y medio que llevo acudiendo al psiquiatra, he aprendido a gestionar las cosas. También me he dado cuenta de que aquello que no depende de mí, no debe hacerme tanto daño”.
  • “Me he dado cuenta de que el deporte es una de las cosas que mejor me hacen sentir. De hecho, mi profesor de boxeo me está acompañando en la gira y, antes de salir, hago cuarenta minutos de boxeo, caliento la voz y lo disfruto mucho más. Así, soy más consciente de lo que está pasando”.

Su etapa escolar: "Una época horrible"

  • “El colegio y el instituto lo recuerdo como una época horrible, porque yo no podía sacar todo lo que llevaba dentro. No era feliz. Muchas veces, llamaban a mi madre y le decían ‘Su hijo está escribiendo letras todo el rato, o ‘su hijo le ha dado un poema a una profesora’.
  • “Cuando me saqué el bachillerato en una escuela de adultos, me empecé a dar cuenta de lo que realmente es la vida. Entonces comprendí que para conseguir las cosas hay que esforzarse. Me vino muy bien para tener una estructura de cómo es la vida verdaderamente”.

Perder el miedo a ser nosotros mismos

  • “La mayoría de las personas como yo, que tienen esa coraza y ese escudo, en realidad somos sensibles y tenemos una vulnerabilidad hacia ciertas cosas. Mis tatuajes, por ejemplo, son una prueba de esta coraza de la que hablo”.
  • “El ser humano siente que necesita demostrar cosas, y yo creo que está muy guay mostrar que eres sensible, que eres cariñoso, que tu hijo es educado, que es un chaval que se sabe comunicar, y que es bueno. Todo esto parece que hoy en día no es tan importante”.
  • “Durante este año y medio de trabajo, he aprendido a mostrarme tal y como soy. Tenemos que darnos una caricia y aceptarnos y queremos tal y como somos”.

“Mis padres han dedicado su vida a trabajar”

  • “Mis padres creían que la manera de darnos lo mejor a mi hermana y a mí era trabajando mucho. Este es uno de los valores que he aprendido de ellos. Hay que respetar, y hay que trabajar mucho porque en esta vida, nadie regala nada”.
  • “Mi hermana era más estudiosa. Cuando yo llegaba del colegio a las cuatro de la tarde, no había nadie que me ayudase a hacer la tarea porque mis padres trabajaban mucho. También era una persona que tenía la vocación desde pequeño y, entre estudiar y tocar la guitarra, tenía muy clara la respuesta”.

El peor momento: el fallecimiento de hermana Miriam

  • “La muerte de mi hermana Miriam fue otro de los momentos donde la vida me frenó y me quitó un montón de corazas y de chulería”.
  • “Parecía que yo me comía el mundo y podía con todo, pero la vida me frenó de golpe”.
  • “Creo que sobreponerse a las cosas negativas que te pasan en la vida es un error. Lo mejor es vivir los duelos, llorarlos, y si estás triste no pasa nada. A veces queremos ser superhéroes, y el problema es que, verdaderamente, no lo somos”.

1996: nace El Canto del Loco

  • No, no vuelve es un homenaje a la banda que me inventé en casa de mis padres en el año 1996 y que llamé El canto del loco. Recibió este nombre por una canción de Radio Futura que se llama El canto del gallo, y que encontré buscando entre vinilos”.
  • “En el fondo estaba un poco enfadado con El Canto del Loco y me daba pudor. Pero el confinamiento me acercó a las canciones del grupo que tan importantes han sido para mí. Estos sencillos tienen letras dedicadas a gente que ha formado parte de mi vida, a momentos inolvidables, y a lugares que siempre serán mi hogar, como la plaza de mi barrio”.
  • “La música es mi vehículo para sacar todo lo que guardo dentro y para que la gente se sienta identificada con mis vivencias. Por eso, cuando terminó la pandemia, casi de forma terapéutica, necesitaba grabar un disco”.