Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

VIAJE CON ALTURA

La primera gran aventura de Roma, la hija de Laura y Risto, blanco de las críticas

Laura Escanes y Risto Mejide han decidido empezar el año por todo lo alto, con un viaje en familia que ha levantando ampollas entre varios usuarios de las redes.

👉 Laura Escanes, molesta porque una desconocida dio un beso a su hija Roma

Europa FM
  Madrid | 03/01/2020
Laura Escanes

Laura Escanes / GTRES

Desde que Laura Escanes y Risto Mejide se convirtieron en padres de su pequeña Roma el pasado mes de octubre, la pareja no ha dejado de compartir instantáneas que reflejan la felicidad que la bebé ha traído a su familia. Además, la influencer ha dedicado varias de sus publicaciones a relatar cuáles han sido los cambios en su cuerpo tras dar a luz. El paso a la talla 40, la flacidez de la piel e incluso los sentimientos encontrados tras el parto.

Así, justo cuando la pequeña Roma estaba a punto de cumplir los 3 meses, Laura Escanes y Risto decidían coger un avión para dar la bienvenida al 2020 desde Nueva York. Junto a ellos iba Julio, el primer hijo de Risto, que es fruto de una relación anterior y al que ya hemos visto muy feliz y sonriente junto a la pareja en otras ocasiones.

Sin embargo, las imágenes de Laura, Risto y su retoño en la Gran Manzana se han empañado por una serie de comentarios que cuestionan la paternidad de ambos. Varios usuarios consideran que no es adecuado que un bebé tan pequeño viaje en avión, sobre todo por los cambios de presión, algo que consideran una imprudencia y una irresponsabilidad.

"Me parece una imprudencia... Luego sereis padres responsables, ¿no?", le decían a la influencer. "Jo... ¡¡Lo siento!! Para el próximo viaje te consulto antes para pasar el test de buenos padres", respondía ella, muy irónica. Una prueba de que a Laura, la opinión de los haters, le trae sin cuidado.