Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

UN FUTURO NO MUY LEJANO

Katy Perry te da la bienvenida a Oblivia, su parque de atracciones anticapitalista para 'Chained To The Rhythm'

Katy Perry se adentra en Oblivia, su parque de atracciones futurista con el que consigue satirizar el capitalismo americano a la perfección.

@europa_fm | Madrid | 21/02/2017

Katy Perry estrena videoclip de su nuevo sencillo 'Chained To The Rhythm'. En principio, sigue la estética de videoclips anteriores como 'Last Friday Night' o 'This Is How We Do', lleno de colores y muy vistosos. Sin embargo, 'Chained To The Rhythm' va mucho más allá de ser un simple videoclip colorido. Esta vez, tal como expresa la canción, el videoclip es un mensaje político muy directo que critica la peor cara del capitalismo. No se corta ni disimula con demasiado esfuerzo sus discrepancias tanto políticas como sociales, el videoclip es una continua ironía con la sociedad actual.

El vídeo se desarrolla en unos futuristas años cincuenta y nos sitúa a todos en un ambiente que podemos reconocer sin mucho esfuerzo: personas que caminan como zombies con sus Ipads en las manos o varios iconos de Facebook e Instagram que vuelan en las atracciones.

Si nos fijamos, podemos ver las referencias que ha tomado Katy Perry para construir este divertido a la par que siniestro videoclip. Por un lado, 'la burbuja inmobiliaria' aparece reflejada en una de las primeras atracciones que vemos en el clip, llamada ''la gran caída americana'' que, sin duda, refleja la burbuja inmobiliaria originada en Estados Unidos entre 2006 y 2007 acabando en la crisis financiera del año 2008.

La atracción es una especie de carrusel que en lugar de utilizar sillas voladoras, aparecen casas típicamente americanas.

Por otro lado (y sin demasiado esfuerzo), podemos ver claramente la crítica que hace al uso de la tecnología, a la adicción a los móviles y demás aparatos. Aparecen 'likes', reacciones de Facebook continuamente y personas que caminan como zombies mientras lo fotografían todo.

También hay espacio para las nuevas políticas del presidente Trump. En ‘Chained to the Rhythm’, Perry menciona las icónicas vallas de piquete blancas que rodean las típicas casas americanas. En el vídeo esta cerca rodea el parque entero y lo protege del mundo exterior. En un punto del vídeo, una atracción llamada "como en casa en ningún sitio" envía por los aires a una pareja inmigrante a su "hogar" más allá de esa valla que no puede ser otra cosa que una referencia al muro de Donald Trump y a su controvertida política de inmigración.

Estas son algunas de las referencias, pero hay muchas más que tendrás que descubrir mientras ves el vídeo.

Oblivia es más siniestro que divertido, avecina un futuro que podría darse más pronto que tarde. Por cierto, el vídeo termina con la aparición de Skip Marley que le 'abre' los ojos a Katy Perry, la única persona de todos los asistentes al parque que consigue parar y "no seguir encadenada al ritmo".