Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

SALUD

#IctusSinBulos: Pincharte un dedo con una aguja incandescente no previene el ictus

La doctora María Alonso de Leciñana, coordinadora del grupo de estudio de enfermedades cerebrovasculares de la Sociedad Española de Neurología (SEN), ha advertido en un simposio de todos los bulos que corren a través de las redes sociales sobre cómo prevenir o reducir las consecuencias de un ictus.

Europa FM
  Barcelona | 14/11/2019
Pinchazo en el dedo

Pinchazo en el dedo / Flirck

Saber detectar y actuar de forma correcta cuando una persona está sufriendo un ictus es clave para reducir al máximo las consecuencias e incluso poder salvar la vida del que lo sufre.

Por este motivo, la doctora María Alonso de Leciñana, coordinadora del grupo de estudio de enfermedades cerebrovasculares de la Sociedad Española de Neurología (SEN), ha advertido de lo peligrosos que pueden resultar los bulos que corren a través de las redes sociales sobre cómo prevenir o reducir las consecuencias de un ictus.

Uno de ellos que se está extendiendo últimamente es que si te pinchas el dedo con una aguja incandescente previenes el ictus o disminuyes las secuencias. Algo completamente falso y sin ningún tipo de fundamento: "Los bulos son un peligro porque una información inexacta o directamente falsa puede distraer la atención de aquello que es más importante", explica la doctora.

De la misma manera que desmiente que exista "una fórmula de alimentos mágicos que reduzcan el riesgo cardiovascular"; asegurando que lo que hay que hacer es "comer de todo, hacer ejercicio, no fumar y beber menos alcohol". Ya que si nos centramos en estas recomendaciones falsas lo que hacemos es aumentar el riesgo en lugar de reducirlo.

Lo mismo ocurre con la idea extendida de que se tuerce la lengua: "puede ocurrir en algunos casos, pero es mucho menos frecuente que la pérdida de fuerza o de lenguaje" y concluye: "Si nos entretenemos en buscar ese signo estamos perdiendo tiempo para una atención urgente. Lo que hay que hacer es si alguien no habla o no mueve un lado del cuerpo llamar inmediatamente al 112".

Últimas Noticias