Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

EN ESTADOS UNIDOS

Descubren el montaje de una pareja y un indigente que estafaron al mundo con una falsa recogida de fondos

Kate McClure, una joven estadounidense, compartió en las redes sociales que un hombre 'sin techo' le había dado sus últimos 20 dólares para ayudarla y ella quería devolverle el favor. Tras una una colecta pública, donde recogiendo 400.000 dólares, las autoridades de Estados Unidos han descubierto que todo esto es un montaje y una estafa.

👉 Recauda 225.000 dólares para un sin techo que la ayudó cuando se quedó tirada sin gasolina

@europa_fm | Barcelona | 18/11/2018

La joven y el hombre sin techo, dos historias de generosidad

La joven y el hombre sin techo, dos historias de generosidad / gofundme

En noviembre de 2017, la historia de Jhonny, un indigente que decidió gastarse sus últimos 20 dólares para ayudar a Kate McClure después de que se quedara sin gasolina en medio de una autovía, dio la vuelta al mundo. Asimismo, la estadounidense empezó una recogida de fondos para devolverle el favor y acabó consiguiendo 400.000 dólares.

Sin embargo, esta bonita anécdota es una estafa, y así lo informan los medios locales.

Al parecer, las autoridades de Estados Unidos han detenido a Kate McClure, a su pareja, Mark D'Amico, y a Johnny Bobbit por presunto montaje y fraude. Los investigadores declaran que los tres conspiraron para que los ciudadanos donaran dinero por una supuesta buena causa.

Su historia se volvió turbia cuando Bobbit acusó a la pareja de no darle el dinero recaudado. En ese momento, McClure y D'Amico declararon que querían evitar que el indigente recayera en sus adicciones, ya que con el dinero recolectado estaba en tratamiento de desintoxicación. Pero sus palabras no convencieron a los investigadores y la policía registró su domicilio, donde encontraron mensajes incriminatorios escritos por ellos.

"Vale, lo de la gasolina era un montaje total, pero el tipo no lo es. Tenía que inventarme algo para hacer que la gente se sintiera mal", confesó McClure en un mensaje que envió a un amigo.

Ahora, Kate McClure, Mark D'Amico y Johnny Bobbit se enfrentan a cargos por estafa.

Últimas Noticias