Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

TRASTORNO POCO FRECUENTE

Muere una joven de 16 años por el síndrome del shock tóxico por el uso de un tampón

Sara Manitoski, una adolescente de 16 años, ha fallecido a causa del síndrome del shock tóxico provocado por el uso de un tampón, según ha revelado su autopsia.

@europa_fm | Barcelona | 02/07/2018

Sara Manitoski

Sara Manitoski / Facebook

A pesar de que el síndrome de shock tóxico es poco frecuente, sus consecuencias pueden llegar a ser mortales si no se identifica a tiempo lo que le está ocurriendo a la persona que lo sufre.

Esto le ocurrió a Sara Manitoski, una joven canadiense de 16 años, que falleció durante una excursión escolar a causa de este trastorno por el uso de un tampón.

Algunos de los síntomas del síndrome de shock tóxico son fiebre alta, presión sanguínea baja, malestar y confusión, por lo que cuando Sara no pudo levantarse para ir a desayunar con sus compañeras, éstas pensaron que quería seguir durmiendo. Desgraciadamente cuando regresaron a la habitación la joven ha había fallecido y los intentos de reanimación del servicio de emergencia fueron en vano.

Aunque el suceso ocurrió el año pasado, ha sido ahora cuando se ha revelado y publicado el informe de la autopsia en People Health. La doctora JoAnn Pinkerton explicó a este medio que "las mujeres más jóvenes tienen más probabilidades de desarrollar TSS, posiblemente debido a una mayor exposición a través de los tampones o el uso de anticonceptivos de barrera".

Además, añade que para reducir la probabilidad de sufrirlo es recomendable cambiar los tampones cada dos o tres horas y evitar dormir en ellos durante la noche. Por otro lado, es mejor usar tampones de menor absorción para reducir la sequedad y no usar a la vez tampones y compresas.

Aún así Pinkerton tranquiliza a las mujeres explicando que los tampones en sí no están contaminado de esta bactería: "Los organismos estafilíferos son transportados por nosotros, no por los tampones. Así que alentaría a todas las mujeres a prestar atención a su salud, pero no a preocuparse ".

Últimas Noticias