Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

DE MANERA NATURAL

Ed Houben tiene 106 hijos y es el inseminador más solicitado de Europa

Ed Houben es un holandés de 46 años que se dedica a ayudar a aquellas parejas que no pueden concebir hijos y no quieren o no tienen los medios económicos para hacerlo en un laboratorio. Conoce la historia del llamado "hombre más viril de Europa".

@europa_fm | Barcelona | Actualizado el 22/10/2015 a las 15:52 horas

Ed Houben es padre de 106 niños

Ed Houben es padre de 106 niños / Agencias

Ed Houben

Cuando Ed Houben tenía 32 años pensó que era el hombre menos atractivo del mundo ya que su último encuentro sexual había sido 10 años atrás. Por este motivo se convenció de que nunca formaría una familia decidió hacerse donante de esperma.

A medida que pasaba el tiempo le parecía más impersonal el hecho de ir a una clínica a donar esperma y empezó a hacerlo a domicilio para conocer a los padres y entregarles personalmente la muestra.

Pero todo cambió para Houben cuando fue a visitar a un matrimonio en Amsterdam para conocerlos y entregarles su muestra. La pareja se negaba a que su hijo fuese concebido en un laboratorio así que le propusieron que se acostara con la mujer para concebirlo de manera natural mientras el marido estaba con ellos en la cama: "Éramos tres personas en la cama y yo estaba tan sorprendido que no sabía qué decir. Sentía una lucha interna en mi interior y mi cabeza estaba llena de pensamientos nada estimulantes. Él nunca me tocó, simplemente quería estar presente mientras su hijo estaba siendo creado".

A partir de aquí otras parejas decidieron llamar a Ed para concebir sus hijos de manera natural sin pasar por el laboratorio. Por su parte, Houben se toma muy en serio su labor: no cobra por ello y además de hacerse periodicamente revisiones y análisis para garantizar su estado de salud.

Ademas, con las parejas o madres solteras que quieren tener un bebé hace un acuerdo para que los niños puedan saber quién es su padre biológico e incluso conocerlo si ellos quieren, mientras que la otra parte se compromete a no reclamar en un futuro la paternidad del niño. Todo basado en la confianza y sin contrato de por medio.

Por otro lado, ha creado un registro con todos los nombres, fecha de nacimiento y lugar donde han nacido los bebés para poder comprobar cualquier posible relación de sangre entre dos personas y así evitar la endogamia. Algo mucho más seguro que un banco de esperma tradicional.

A sus 46 años, Ed tiene 106 hijos de los cuales dos tercios han sido concebidos de manera natural.