Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

POR CULPA DE INSTAGRAM

Violan y matan a una bloguera de fitness al ser localizada por la geolocalización de Instagram

El cuerpo sin vida de la bloguera de fitness e influencer Karina Vetrano ha sido encontrado en el parque de Nueva York en el que solía realizar su ejercicio diario con síntomas de haber sido violada. La policía cree que el asesino habría utilizado la geolocalización de Instagram para saber dónde se encontraba.

@europa_fm | Barcelona | Actualizado el 10/08/2016 a las 08:52 horas

Karina Vetrano, la bloguera asesinada

Karina Vetrano, la bloguera asesinada / Instagram

Los peligros de abusar de las redes sociales se hacen cada día más evidentes. La conocida bloguera de fitness e influencer Karina Vetrano ha sido encontrada sin vida en el parque de Nueva York en el que habitualmente solía realizar sus rutinas de ejercicio diarias.

Su padre, que solía salir a correr con ella, se quedó en casa ese día por una lesión en su espalda. Al ver que la influencer no regresaba, decidió avisar a la policía, que rápidamente organizó un operativo de búsqueda en los alrededores del parque. Unas horas más tarde, el cuerpo de Karina Vetrano fue localizad sin vida, boca abajo y con claros signos de violencia. Tras los exámenes preliminares, los forenses han determinado que la bloguera fue violada y estrangulada antes de morir.

La principal hipotesis que baraja la policía de Nueva York es que el asesina sea uno de les 12 mil seguidores que Vetrano tiene en Instagram. Ella cada día realizaba la misma rutina de entrenamiento, con lo que el asesina habría utilizado los sistemas de gelocalización del móvil para determinar la posición exacta de la chica y poder atacar con precisión.

Esta triste desgracia muestra como la geolocalización debe ser usada en contadas ocasiones y con mucha precaución, ya que damos a conocer a todo el mundo (incluido a desconocidos) nuestra situación exacta.