Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

"TODO CAMBIÓ EN UN ABRIR Y CERRAR DE OJOS"

Michael Bublé habla "del infierno" que ha vivido con la enfermedad de su hijo

El cantante Michael Bublé ha dado una sincera entrevista donde ha explicado los duros momentos por los que tuvo que pasar, junto a su mujer Luisiana Lopilato, después de que a su hijo Norah le diagnosticaran un cáncer infantil.

@europa_fm  | Madrid | Actualizado el 12/07/2018 a las 22:51 horas

Michael Bublé, Luisana Lopilato y el pequeño Noah

Michael Bublé, Luisana Lopilato y el pequeño Noah / Antena 3

Los últimos años no han sido fáciles para Michael Bublé y su mujer Luisiana Lopilato. La pareja, que tiene dos hijos en común y están a la espera de un tercero (la primera niña), ha tenido que luchar contra la enfermedad de su hijo Norah, que nació en 2013. A finales del año 2016, cuando el pequeño solo tenía tres años, los médicos le diagnosticaban un cáncer infantil.

Después de meses alejado de los focos para centrarse en su familia y la recuperación del pequeño, Michael Bublé ha decidido hablar con la prensa para explicar cómo ha vivido sus peores momentos. Así, puede que a alguien que esté en el mismo caso le sirva de inspiración para seguir adelante.

"He estado en el infierno". Así de claro y conciso se mostraba el cantante con The Herald Sun y ET Canadá, donde ha relatado que su visión del mundo cambió el día que supo que su hijo estaba enfermo. Al igual que los mortales, las celebrities también sienten que el mundo se desmorona a su alrededor sin poder hacer nada para evitarlo. "Toda mi vida y mi perspectiva vital, mi visión filosófica sobre cómo es todo y sobre qué importa, todo cambió en un abrir y cerrar de ojos. Y es algo bueno, porque tengo mucho que agradecer, tengo que dar las gracias por la fe y por cómo me siento profundamente conectado con la gente".

"De repente estuvo claro que nada es importante, ya sabes. Lo que había sido importante para mí durante muchos años era incorrecto. Como cuántos discos había vendido, como ‘¿Qué quieres decir con que no se han agotado las entradas?", explica el cantante, que llegó a dudar si algún día volvería a pisar los escenarios.

"La perspectiva me ha permitido reavivar mi amor por la música. Cuando pasamos por el cáncer de Noah, el primer momento fue como un golpe. Me recuerdo sentado en la habitación del hospital pensando en récords de ventas o memes o alguna de esas mierdas, y en un segundo todo estuvo clarísimo".

El artista no ha dudado agradecer a su familia toda la implicación que mostraron con él. Se trasladaron de Buenos Aires (ciudado natal de Lopilato) a Estados Unidos. "Mis hermanas sacaron a los niños del colegio, dejaron sus trabajos… Lo dejaron todo, vinieron para estar con nosotros y simplemente para eso".

Ahora parece que el viento vuelve a soplar a favor de la familia Bublé. Norah está recuperado y este mismo mes de septiembre nacerá la primera hija de la pareja, la tercera del retoño. "Ojalá mi pequeño nunca hubiera tenido que pasar por todo lo que ha pasado. Mi mujer, nuestra familia, nuestros amigos… Pero quiero que otros padres sepan que hay esperanza, incluso cuando no la hay. Todo va a ir bien".