Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

EN TEXAS (ESTADOS UNIDOS)

Una camarera ayudó a un anciano a comer en su restaurante sin saber que eso le cambiaría la vida

Evoni Williams es una joven de 18 años que trabaja como camarera para poder pagarse sus estudios. Durante uno de sus turnos, entró al restaurante un anciano que le pidió ayuda para cortar el filete que se había pedido. Evoni, que ayudó al hombre sin pensárselo, no sabía que eso haría que cambiase su vida.

@europa_fm | Barcelona | 21/03/2018

Evoni Williams ayudando a cortar el filete de este anciano

Evoni Williams ayudando a cortar el filete de este anciano / Facebook

Evoni Williams, una joven de 18 años, trabaja como camarera en un restaurante en Le Marque, en el condado de Galveston (Texas, EEUU) para poder pagarse sus estudios universitarios.

El pasado 3 de marzo, un anciano entró al restaurante y pidió un plato de comida. El hombre, que iba conectado a un respirador, le pidió a Evoni si podía ayudarle a cortar su filete, ya que sus manos no tenían fuerza. La joven no lo dudó ni un segundo y rápidamente se puso a cortar el filete del hombre muy amablemente, sin saber que ese pequeño detalle cambiaría su futuro.

Laura Wolf, otra cliente que se encontraba en el restaurante en ese momento, vio el bonito gesto de Evoni e inmortalizó el momento haciendo una fotografía para compartirla en su perfil de Facebook: "No sé su nombre, pero acabo de escuchar que este anciano le dice que sus manos ya no funcionan demasiado bien. Además, el hombre está conectado a una máquina de oxígeno y le cuesta respirar. 😔 Sin dudarlo, ella ha cogido su plato y ha empezado a cortar su filete. Esto puede parecer algo pequeño, pero para él, estoy segura de que ha sido enorme. Estoy agradecida de haber visto este acto de bondad y cuidado al comienzo de mi día, mientras todo en este mundo parece tan negativo. Si todos pudiéramos ser como esta camarera y sacar tiempo para ofrecer una mano amiga ...."

Esta reflexión se ha compartido más de 70.000 veces en Facebook y tiene miles de mensajes de otros usuarios agradeciendo que exista gente como Evoni, que con un pequeño gesto, aparentemente sin importancia, puede alegrarle el día a otra persona.

Lo que Evoni no podía imaginar es que gracias a este otro pequeño gesto de Laura, haya hecho que todo el mundo en Le Marque y en gran parte de Texas la conozcan y que incluso la Texas Southern University se haya comprometido a darle una beca de 16.000 dólares para ayudarla con sus estudios.

Últimas Noticias