Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

EN ESCOCIA

Confunden una piña en una exposición con una obra de arte y la colocan en una vitrina

Nunca se hubiera imaginado que su bromita iba a llegar tan lejos. Un estudiante de 22 años quería gastar una broma y comprobar "cuánto tiempo permanecía antes de ser eliminada". Menuda sorpresa se tuvo que llevar cuando los responsables de la exposición tomaron la piña como una obra de arte y la colocaron en una vitrina.

@europa_fm | Madrid | Actualizado el 12/07/2018 a las 21:52 horas

La piña expuesta en una vitrina

La piña expuesta en una vitrina / Facebook

Ruairi Gray, un estudiante de 22 años, ha descubierto que la piña que había comprado para gastar una broma en una exposición en la Universidad Robert Gordon que se celebrada en Escocia, se había convertido al día siguiente en una obra de arte porque alguien la había colocado en una vitrina.

La pieza de fruta permaneció en ese lugar durante seis días, el tiempo que quedaba para que la exposición finalizase, según informa Metro.

Ruairi, originario de Edimburgo, ha explicado que compró la piña para burlarse de un amigo y que después no supieron qué hacer con ella, así que esperaron a que no quedase nadie en la exposición y la dejaron allí para ver "cuánto tiempo permanecía antes de ser eliminada".

Cuando cuatro días después el estudiante de ADE y Tecnologías de la Información llegó al lugar, se quedó "impactado y con incredulidad" tras ver que alguien había puesto la pieza de fruta en el interior de una vitrina.

Según el tutor de Ruairi, cuando asistió a ver la exposición le preguntó a un profesor de arte si la pieza era real y él le respondió: "Por supuesto que es real, se puede ver lo que estaban tratando de hacer con la parte superior de la piña y el vidrio".

La exposición de arte se llamaba 'Mira de nuevo' y su objetivo era que los visitantes "miraran a los lugares y espacios que nos rodean a través de nuevos ojos'.

No obstante, según Sally Reaper, director de la exposición, ellos sabían que alguien intentaba gastarles una broma, pero que dejaron la piña en ese lugar para mostrar su "espíritu lúdico".