Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.

Disfruta de la app de EuropaFm en tu móvil.

FACTORES BIOLÓGICOS

Esta es la razón por la cual unas personas toleran mejor el alcohol que otras

Aunque bebamos lo mismo y en la misma cantidad, el alcohol siempre nos afecta de manera diferente a cada uno de nosotros. Esto se debe al nivel de tolerancia con estas bebidas.

Europa FM
  Madrid | 08/08/2019
El alcohol no le sienta bien a tu piel

El alcohol no le sienta bien a tu piel / iStock

La tolerancia al alcohol se podría definir como la capacidad de una persona para consumir esta sustancia y notar sus efectos más tarde que el resto. No todos tenemos el mismo nivel de tolerancia, y esto se debe a varios factores. Un grupo de expertos en la Facultad de Medicina de la Universidad Venderbtit lo han analizado y sus conclusiones son bastante reveladoras.

El sexo y el estado físico influye

Según estos investigadores, los hombres son capaces de beber más alcohol que las mujeres antes de notar sus efectos embriagadores. Aquí entran en juego factores como el peso, el volumen corporal y el estado físico.

Las enzimas, la clave

La enzima deshidrogenasa es la encargada de metabolizar el alcohol en un compuesto llamado acetaldehídro. Algunas personas tienen una cantidad menor de estas enzimas en el organismo, lo que provoca que padezcan los efectos de la resaca de manera más intensa. "Las personas de ascendencia asiática son más propensos a tener esta deficiencia de enzimas", asegura Uren.

La cantidad de alcohol que consumes también es importante

Si bebes mucho y de manera habitual, el organismo puede llegar a adaptarse. "Esto hace que el alcohol se metabolice más rápido" y que, por tanto, quienes beben de manera frecuente "parezcan menos ebrios que otras personas que consumen una cantidad similar de alcohol", asegura Brad Uren, profesor de la Universidad de Michigan.

Ser tolerante no es bueno

"No es bueno para la seguridad pensar que estas personas están en condiciones de realizar tareas como conducir, que requieren concentración y un tiempo de reacción veloz", explica el profesor.

Además, consumir alcohol de manera habitual puede provocar problemas de salud graves como la cirrosis, pancreatitis, enfermedades cerebral e incluso cáncer.

Últimas Noticias