TODO POR UNA FOTOGRAFÍA

"No respiraba y apenas sonreía": Camila Cabello relata la presión que sintió cuando los paparazzi la seguían en la playa

Camila Cabello ha compartido una sincera reflexión en su cuenta de Instagram en la que habla de lo incómodo que es para ella tener a paparazzi fotografiándola mientras intenta disfrutar de su tiempo libre en la playa.

 Camila Cabello
Camila Cabello // Getty

Europa FM

Madrid 05/04/2022 14:40

La presión mediática termina haciendo mella. Así lo ha comentado Camila Cabello en varias ocasiones. Esta no es la primera vez que habla de lo nocivo que es para su salud mental el echo de estar expuesta constantemente al escrutinio público.

La necesidad de verse siempre perfecta, arreglada e impoluta para no salir desfavorecida en cámara, se le antoja una tortura.

No puede evitar sentirse observada y presionada cuando los paparazzi van en su búsqueda. Da igual donde esté: en la calle, en un aeropuerto... Pero donde peor lo pasa es en la playa. Que las cámaras puedan destacar cualquier parte de su cuerpo para luego convertirlo en objeto de críticas es un miedo que no puede evitar.

"Cada vez que he ido a la playa en Miami he sido fotografiada a escondidas en bikini y me he sentido super vulnerable y sin preparación: he usado trajes de baño que eran demasiado pequeños y pegados al cuerpo", empezaba en su texto.

Prosigue razonando sobre la desesperanza que siente cuando se da cuenta de que estas inseguridades nacen de los cánones de belleza impuestos con los que inevitablemente ha crecido.

El cine, la televisión y la cultura pop han sido cómplices en la difusión y perpetuación de esta cultura de la perfección. No se siente segura en la playa desde 2016, año en el que decidió emprender su carrera fuera de la girlband Fifth Harmony.

"Después, veía las fotos en Internet y los comentarios me molestaban mucho. Recuerdo cuánto me impacto darme cuenta que estaba pensando en la cultura de pensamientos ajenos y no en los míos. Una cultura que se ha acostumbrado tanto a una imagen de lo que debe ser el cuerpo de una mujer, que es completamente falsa para muchas mujeres", apuntaba.

La propia Camila lamenta haberse impuesto a sí misma una serie de restricciones para conseguir ese cuerpo perfecto que nadie criticaría, pero estas limitaciones solo le han servido para lamentar lo interiorizada que tenía esta estética. "Photoshop, alimentación restrictiva, exceso de ejercicio, elección de ángulos que hacen que nuestros cuerpos se vean diferentes a como son en ese momento o en su estado y forma naturales, cuando respiramos profundamente, cuando comemos, cuando nos permitimos ser como somos", proseguía en su relato.

"Contuve la respiración tan fuerte que me dolían los abdominales"

"Sabía que, básicamente, iba a ser una sesión de fotos. Contuve la respiración tan fuerte, que me dolían los abdominales. No respiraba y apenas sonreía, siendo consciente de dónde estaban los 'paparazzi'. No podía dejarme ir y relajarme, hacer lo que se supone que debemos hacer cuando salimos a la naturaleza. Traté de fingir que no estaban allí, pero no pude y contuve la respiración desde la tumbona", escribió en un texto que ha compartido en su cuenta de Instagram.

La artista solo quiere disfrutar de una jornada tranquila de sol y mar sin tener que estar pendiente de si la observan o no. Volver a la infancia, cuando no había complejos ni críticas de las que preocuparse.

"Toda la terapia, todo el trabajo interno es tratar de volver a sentirme como si tuviera 7 años en la playa. Estoy de luto por ella hoy. Feliz, tonta, respirando, fingiendo ser una sirena, LIBRE", terminaba.

Te puede interesar