CUESTIÓN GENÉTICA

Estas son las 10 razas de perros menos obedientes

La genética también afecta seriamente a la obediencia de un perro y determina el intelecto real de un animal. Por ello, los expertos han clasificado las razas en función de la inteligencia, del trabajo y de la obediencia: estas son las más desobedientes y difíciles de entrenar.

Un estudio afirma que los perros nos entienden
Un estudio afirma que los perros nos entienden // Pexels

Europa FM

Madrid 12/09/2021 07:04

Los perros son tan diversos como los humanos y sus comportamientos varían muchísimo en función de la edad, el entrenamiento y la educación que se les ha transmitido e incluso la raza. Porque sí, aunque no lo parezca, la genética también afecta seriamente a los actos y la obediencia de un can.

Así lo explicaba Stanley Coren, investigador neuropsicológico, en su libro La inteligencia de los perros, donde habla de aquellas cualidades que determinan realmente el intelecto de un animal. "El 51% de la inteligencia de un perro proviene de sus genes, mientras que el 49% se basa en circunstancias ambientales", afirmaba.

En su investigación, este experto ha determinado que la capacidad para comprender y seguir órdenes son vitales para determinar el conocimiento y el entendimiento real del animal. Para ello, clasificó más de 100 razas de perros diferentes en función de la inteligencia, del trabajo y de la obediencia.

De esta manera, Coren ha clasificado las diferentes razas de perro en aquellas que son más obedientes –entienden una nueva orden rápidamente y la obedecen a la primera el 95% de las veces– y aquellas menos obedientes –necesitan de 80 a 100 repeticiones para comprender un nuevo comando y solo lo ejecutarán una de cada cuatro veces–.

Estas son las diez razas de perros menos obedientes que lideran el ranking. Te las presentamos.

Shih Tzu

Su nombre significa león, aunque a simple vista podrían ser el animal más inofensivo del universo. Estos perros son altamente inteligentes, algo que dificulta su aprendizaje y, especialmente, la necesidad de cumplir las normas impuestas por sus dueños. De hecho, con ellos los que entrenan a sus dueños en muchas ocasiones.

Perro Shih Tzu. title=
Perro Shih Tzu. // Pixabay

Basset Hound

Los basset hound pertenecen a una raza de sabuesos con un gran olfato. Sin embargo, el oído no es una de sus mayores cualidades: siguen el olfato, pero no tus órdenes, por lo que probablemente no seguirán tus normas con la misma facilidad que otros perros.

Perro Basset Hound title=
Perro Basset Hound // Pixabay

Mastín y Beagle

Los mastines y los beagles son razas muy similares, que apenas siguen órdenes: son muy tercos. Aunque los mastines pueden parecer interesados, realmente hacen poco caso a las órdenes de sus amos, mientras que los beagles, perros de caza por excelencia, suelen seguir su olfato antes que los mandatos humanos.

Perros Beagle y Mastín. title=
Perros Beagle y Mastín. // Pixabay

Pequinés

Los pequineses son una raza de perros muy pequeña que, a pesar de su tamaño, destacan por su capacidad de liderazgo. Tanto es así y tan tercos son que apenas acatan las órdenes de su dueño.

Perro pequinés. title=
Perro pequinés. // Pixabay

Sabueso

Los sabuesos también son de esos perros a los que les gusta hacerse cargo de sí mismos. Destacan también por ser tercos y por su gran sentido del olfato –1.000 veces más fuerte que el de un humano–, por lo que rara vez hacen caso a los comandos de voz frente a los olores que les llaman la atención.

Perro sabueso. title=
Perro sabueso. // Pixabay

Borzoi

Los borzoi también son perros testarudos, a pesar del gran cariño que pueden sentir hacia algunos humanos. Suelen ser pensadores independientes, lo que puede dificultar su entrenamiento y la obediencia hacia su dueño.

Perro borzoi. title=
Perro borzoi. // Pixabay

Chow Chow

Los chow chows son unos monísimos perros que destacan por su gran pelaje y por su facilidad para ser entrenados en casa. Eso sí, que puedan acatar órdenes no significa que vayan a hacerlo: prefieren hacer lo que les plazca en lugar de complacer a sus dueños.

Perro chow chow. title=
Perro chow chow. // Pixabay

Bulldog

Acostumbrados a sus adorables arrugas en la cara, los bulldog, una de las razas de perro más reconocidas y ansiadas por algunos amantes de los animales, también se han caracterizado por ser muy tercos y difíciles de entrenar por los humanos.

Perro bulldog. title=
Perro bulldog. // Pixabay

Basenji

Los basenjis son perros inteligentes, independientes y traviesos. Es una raza muy astuta, por lo que pueden darle la vuelta a los comandos y acabar haciendo que sea su propio dueño el que acate sus órdenes.

Perro basenji. title=
Perro basenji. // Pixabay

Sabueso afgano

Los sabuesos afganos son la raza de perro menos obediente porque son ellos mismos los que eligen no responder a tu orden. Aunque son inteligentes, también han adoptado lo que se entiende como audición selectiva, por lo que en muchas ocasiones se dejan llevar por su actitud terca.

Eso sí, no es imposible adiestrarlos, aunque probablemente necesitarás pasar mucho más tiempo que con cualquier otra raza de animal y también pensar cómo puedes mantener su atención para que pueda acatar tus órdenes sin distracción alguna.

Sabueso afgano. title=
Sabueso afgano. // Pixabay