SEGÚN LAS NORMAS ORTOGRÁFICAS

Esta es la palabra en español que se puede pronunciar pero no se puede escribir

Por difícil que parezca, existe una palabra en español que se puede pronunciar pero no puede escribirse de ninguna manera. Tanto la RAE como la Fundéu (Fundación del Español Urgente) reconocen este caso como "una excepción en el sistema ortográfico insólita e inexistente en otras lenguas".

¿Qué palabra en español no se puede escribir?
¿Qué palabra en español no se puede escribir? // Pexels

Europa FM

Barcelona 21/09/2021 13:30

¿Puede existir una palabra en algún idioma que podamos pronunciar pero que sea imposible de escribir? Por insólito que parezca sí que existe y se produce precisamente en el español. Se trata de "una excepción en el sistema ortográfico insólita e inexistente en otras lenguas" según recoge la RAE y la Fundéu (Fundación del Español Urgente).

Esta palabra en cuestión, que podemos pronunciar pero no escribir de acuerdo a las normas ortográficas actuales, es el imperativo del verbo salir, 'sal', unida al pronombre enclítico 'le'. Un ejemplo de esta combinación sería "sal-le a su encuentro".

Sin embargo, no podemos escribirla como el resto de verbos cuando se les une el pronombre 'le" ya que quedaría 'salle', que se pronunciaría diferente al formarse un yeísmo al crear la letra 'll', que corresponde al fonema /ʎ/.

En cuanto al uso del guión para separar dos eles que forman parte de sílabas diferentes, las normas actuales de ortografía no permiten el guion. "Las Academias de la Lengua decidieron en la Ortografía del 2010 negar validez al uso del guion, sin ofrecer alternativas, por lo que esta palabra según las actuales normas no se puede escribir", explica el portal Wikilengua del español, creado con el apoyo de Fundéu.

Por tanto, esta palabra es un caso insólito que no sucede en otras lenguas. "Así pues, nuestro sistema ortográfico no cuenta con recursos para representar la secuencia fónica consistente en la articulación de dos eles seguidas dentro de una palabra, lo que en español resulta, por otra parte, absolutamente excepcional; las grafías salle al encuentro o sal·le al encuentro no se consideran, pues, correctas", recoge la RAE.

Como solución, la Academia sólo propone usar alternativas a esta palabra a la hora de escribir como "sal a su encuentro" o "sal al encuentro de esta persona".