PRESENTA 'SEÑOR, DAME PACIENCIA'

Félix Gómez: "Después de 'MasterChef' no he vuelto a hacer nada de repostería. Me estresó mucho"

Félix Gómez es uno de los protagonista de Señor, dame paciencia, la nueva serie de Atresmedia Premium que ha venido a presentar al parquecito. El actor ha hablado de la producción, de su paso por MasterChef Celebrity y de su lado más personal. ¿Sabías que es un maniático del orden y que antes siempre llevaba encima una navaja?

Félix Gómez visita 'yu, No te pierdas nada'
Félix Gómez visita 'yu, No te pierdas nada' // YouTube

Europa FM

Madrid 04/01/2022 18:18

Félix Gómez es un maniático del orden. Lo confiesa porque en eso se parece a Carlos, su personaje en la serie Señor, dame paciencia, una especie de continuación de la exitosa película protagonizada por Jordi Sánchez.

"Soy superordenado, supermaniático. Lo he llevado al límite y a veces me miro y digo 'Soy un poquito Monica (Gueller)", confiesa en su visita al parquecito de yu, No te pierdas nada.

Su personaje es quizás "el más normal" de la comedia, en la que se lleva al extremo la vida de un padre (Jordi Sánchez) es un conservador llevado al extremo que se enfrenta a situaciones también llevadas al extremo pero que resultan muy divertidas.

Si tuviese que pedir paciencia al Señor lo haría, dice, "para soportar el el haterismo de las redes" aunque cada vez lidia mejor con los comentarios negativos. "Hace cinco años me hubiese metido debajo de la mesa..."

Un finalista en 'MasterChef Celebrity'

Además de ser un maniático del orden, Félix Gómez se define como "un buen invitado de bodas" —"soy de los que anima el cotarro, de los que se quedan hasta el final"— y podría decirse también que es un buen pinche de cocina.

Pese a quedar segundo en MasterChef Celebrity 4, el día de Navidad en su casa sigue cocinando su madre. "Hay galones que hay que respetar, pero le echo una mano", asegura el actor, antes de hacer una confesión culinaria.

"Después de MasterChef no he vuelto a hacer nada de repostería. Me estresó tanto y la cagué tanto en el programa que no he vuelto a hacer nada de repostería". Es todo cosa de los tiempos, las medidas... "En la repostería, como la cagues en algo no puedes remontarlo. No hay manera".

Félix Gómez es además un apasionado del crossfit. "Me lo propuso un amigo después de un viaje. Entré ese día, lo probé y estoy enganchado", confiesa sobre este vicio en el que se inició hace seis años.

Los resultados se le notan en las fotos que sube a Instagram, aunque para él es mucho más que una cuestión de físico: "Me parece divertido, suelto adrenalina y, sobre todo, es un deporte que te ancla mucho a la tierra. En ese momento no estás pensando en otra cosa. Yo suelto ahí lo más grande". Eso sí, quiere matizar una cosa, no es tan friki como pueda parecer: "Soy crossfitero pero soy también bastante cervecero".

La navaja de Félix Gómez

Otra cosa que también quiere matizar es que no siempre lleva una navaja encima. Lo hacía antes. "Ahora está considerado un arma blanca y la dejo en casa", aclara.

Lo de la navaja es una cuestión de nostalgia. "Me recuerda a mi infancia, me retrotrae a mi abuelo. Él nos enseñó toda la historia del campo, del cultivo, etc. Siempre llevaba una navaja y nos regalaba navajitas pequeñas".

Ahora solo la usa en la montaña porque "mola eso de coger un trozo de pan y de longaniza", cuenta el actor, que se ha lanzado en esta entrevista a hablar de otros aspectos personales.

Félix Gómez es de los que se levanta pronto, sobre las siete y media, aunque no tenga ningún rodaje. Es un poquito cuadriculado y a esas horas puede disfrutar del silencio para estudiar el guio o escribir. Le encanta montar a caballo, no practica (ni practicará deportes de miedo) y es un muy mal mentiroso. Solo se le da bien en un caso. "En las mentiras para putear soy bueno".

Sigue la entrevista a partir del minuto 26