TINTA EN SU PIEL

Estos son los tatuajes de Lola Índigo y el significado de cada uno de ellos

Lola Índigo ha mostrado siempre su amor a los pequeños tatuajes con un significado muy especial. Para ella, su cuerpo es el diario de su vida y su piel está llena de historias de tinta por contar.

Estos son los tatuajes de Lola Índigo y el significado de cada uno de ellos
Estos son los tatuajes de Lola Índigo y el significado de cada uno de ellos // GTRES

Madrid 22/08/2021 09:04

"No me tatúo por modas, prefiero tatuarme cosas que sean de mi rollo". Ese es el lema de Lola Índigo que ha compartido en su piel un lienzo de pequeños dibujos donde recoge los episodios más importantes de su vida.

Tatuada por amor, pero no romántico –aunque no descarta hacerlo en el futuro–. Amor hacia sus amigos, su familia y su profesión, como si su cuerpo fuera un diario de su vida donde contar sus historias. Así es como se define la cantante estos diseños de tinta, que cogen forma sobre su piel. Repasamos cuáles son los tatuajes de Lola Índigo y el significado de cada uno de ellos.

Rewind Forward

Estos pequeños rewind y forward en las caderas son el primer tatuaje que Lola Índigo añadió a su piel cuando apenas tenía 19 años. La cantante y bailarina ha admitido que se lo hizo pocos meses después de mudarse desde su natal Granada a Barcelona, para seguir con su sueño de ganarse la vida bailando. Además, es el primero de que tiene relacionado con su pasión: la música.

Lola Índigo ha admitido en alguna ocasión que le suelen una broma preguntándole "dónde está el play", algo que no pensó cuando se lo hizo hace casi una década. Este tatuaje, casi siempre oculto por la ropa, se destapó después de que la cantante accediera a convertirse en la imagen de una campaña de lencería a nivel nacional: "Mi cuerpo es algo con lo que te puedes identificar".

XXI: un antes y un después en su vida

Los 21 años también fueron una edad muy importante en la vida de Mimi Doblas por los cambios que sufrió su vida y quiso recordar esta etapa para siempre con un dibujo en la piel de su costado.

A los 22 años, la cantante decidió marcarse con un XXI para simbolizar un antes y un después en su vida, tanto a nivel personal y familiar como profesional, pues fue el año en que decidió dejar atrás su vida en España y dar un paso adelante en su carrera como artista para irse a vivir a China.

China en la piel

Lola Índigo también quiso dejar constancia de su paso por China con el tatuaje de una letra china, donde se puede leer "Mei mei", o lo que es lo mismo, "hermana pequeña".

Según explicaba Mimi en una entrevista con PlayZ, fue un homenaje a las épocas de soledad que tuvo que vivir durante su etapa en el país asiático y que pudo superar gracias al apoyo de su mejor amiga de Granada, que la apoyó desde la distancia y que estuvo muy pendiente de ella. Cuando se despidió de China, decidió tatuarse esta palabra china en su brazo junto a su gran amiga para recordar esa vida pasada.

'Creer es crear'

Otro de los tatuajes que Lola Índigo tiene de antes de entrar en Operación Triunfo y saltar a la fama es una frase que se ha convertido en la viva representación de su carrera como artista: un "Creer es crear" en su brazo derecho.

Y es que Mimi no ha dejado de creer ni de crear desde el primer momento en que llegó a la Academia del reality show, ni siquiera después de ser la primera expulsada del programa. Desde entonces, la cantante ha dado vida a muchos temas y bailes míticos que probablemente nunca había imaginado que llegaría a componer y se ha convertido en una de las artistas más queridas del panorama musical español.

Después de publicar su primer disco, Akelarre, Lola Índigo decidió unir esta frase junto al tatuaje de una rosa, como si hubiese nacido una flor desde la palabra creer, representando ese sueño cumplido.

El tatuaje 'Creer es crear' de Lola Índigo. title=
El tatuaje 'Creer es crear' de Lola Índigo. // Instagram

Luna

Para representar su conexión con la luna, una unión que siente desde que era bien pequeña, decidió tatuarse en el hombro una pequeña luna. De hecho, la dedicatoria de su disco habla de estas primeras conversaciones con el satélite: "Yo era una niña que miraba la luna pensando que la luna me miraba a mí", explicaba Mimi.

"Cuando era pequeña siempre dormía con el balcón abierto y miraba la luna como si me estuviera hablando, como si me fuese a conceder todos mis deseos". Así hablaba de su conexión con la luna y con los astros, que dice "te ayudan con una energía que tú creas".

Una amistad espacial

Aunque hubo muchas teorías conspiranoicas sobre el tatuaje de Lola en su costado que representaba una especie de universo, la música ha admitido que hace referencia a dos de sus amigos más queridos, a los que conoció cuando empezó a adentrarse en el mundo musical. "Me enseñaron de qué iba hacer música, a ser una familia y me cambiaron la vida", señalaba, asegurando que el alien representa la locura de uno de sus amigos y la piña, la dulzura del otro.

El tatuaje espacial de Lola Índigo. title=
El tatuaje espacial de Lola Índigo. // Instagram

El amor por su Akelarre

Su primer disco, Akelarre, también ha sido una importante fuente de inspiración para la artista, que ha imprimido en tinta numerosos símbolos para representar ese álbum debut y la posterior gira que fueron un sueño cumplido para ella.

Akelarre escrito

En primer lugar, Mimi decidió escribir en su piel la palabra Akelarre, haciendo referencia al título de su primer álbum, algo que hizo junto a su equipo de gira en el Arenal Sound.

De hecho, algunos de sus técnicos y manager lo llevaron un paso más allá y decidieron acompañar esta palabra de diferentes dibujos representando la brujería del disco.

Muy emocionada, Lola Índigo hablaba de este tatuaje y de sus compañeros para una entrevista en PlayZ, sin poder guardar la emoción: "Me recuerda a ellos y me emociono pensando en lo vivido. Si ellos no estuvieran conmigo, yo no seguiría haciéndolo, no tendría sentido", explicaba.

Corazón de bruja

Junto a sus bailarinas, Lola Índigo también tiene un tatuaje compartido en forma de corazón para simbolizar ese amor por el baile que les unió y que les llevó por los escenarios de toda España. Lo tiene situado en el brazo derecho.

Símbolo de Akelarre

Uno de los que más historia tiene y de los más grande que tiene tatuado Mimi Doblas es el símbolo de Akelarre. Casi hecho con compás y con hasta el más pequeño símbolo cuidado, este es el tatuaje más currado de la artista, que se encuentra en su antebrazo izquierdo.

Los tatuajes de Akelarre de Lola Índigo. title=
Los tatuajes de Akelarre de Lola Índigo. // Instagram

Recuerdos de su primera canción

Yo ya no quiero ná fue el primer exitazo que lanzó la carrera de Lola Índigo, algo que la cantante ha tenido siempre muy presente en su vida. Esa canción sirvió, no solo para convertirla en la artista que es a día de hoy, sino que también inspiró a muchas jóvenes gracias a sus reivindicativas letras.

Por ello, Mimi también quiso tenerla presente en su vida y en su piel, representándola con dos pequeños tatuajes para hacer referencia a sus primeras letras.

La reina de corazones

En el dedo, Lola Índigo tiene el símbolo de la reina de corazones, con una Q y un pequeño corazón rojo, haciendo referencia a la propia letra de Yo ya no quiero ná: "En la baraja la reina soy yo". "Ha sido algo representativo para mucha gente. Nunca lo hubiera imaginado, eran palabras inocentes", explicaba.

Mi me conmigo

Además del símbolo de la reina de corazones, la cantante también se ha tatuado otra de las letras de Yo ya no quiero ná, donde también aparece reflejado lo que podría ser su nombre en letras rojas: "Mi me conmigo".

Los tatuajes de 'Yo ya no quiero ná' de Lola Índigo. title=
Los tatuajes de 'Yo ya no quiero ná' de Lola Índigo. // Pinterest

La tirita, un remedio infalible

Uno de sus últimos tatuajes también está dedicado a uno de sus más recientes éxitos, el cual ha protagonizado junto a su querida amiga Belén Aguilera, también conocida en redes sociales como @thegirlandthepiano.

Junto a ella, ambas interpretaron el tema La tirita, una canción que acabó siendo plasmada en tinta, en forma de tirita, en los antebrazos de ambas como símbolo de su unión personal y musical.