PASARÁN A LA HISTORIA

Looks históricos de la Gala MET: las mejor vestidas y los más recordados

La alfombra beige del Museo Metropolitano de Nueva York ya está preparada para que desfilen sobre ella las personalidades más influyentes del 2022 del mundo de la cultura. Repasamos los looks más icónicos de la última década en la MET Gala.

No existe la crítica mala. Que hablen mal, pero que hablen. Estas dos premisas van como anillo al dedo a muchos de los celebrities que pisan cada edición la MET Gala del Museo Metropolitano de Nueva York.

Aunque cada año la gala tiene una temática diferente, hay quien se salta las normas de dress code a la torera, siendo casi más importante llamar la atención y lucir un un traje original que apostar por el buen gusto.

Colores, capas, brillantes de todos los tamaños, accesorios imposibles, vestidos inspirados en cuadros, en personajes de época... La excentricidad y el histrionismo se pasean cada año por el la alfombra beige de la MET Gala, donde los looks más recordados no tienen que ser precisamente los mejor valorados.

Rihanna de Papisa con un John Galliano en 2018, Kate Moss y Marc Jacobs en 2009, Kim Kardashian embarazadísima junto a Kanye West en 2013 o Ariana Grande con una obra de arte convertida en vestido por Vera Wang en 2018 son algunos de los looks mejor valorados por las revistas de moda.

Se puede ser de las mejor vestidas pero también de las peores. El vestido-tortilla de color amarillo que eligió Rihanna en 2015 se convirtió en protagonista de cientos de memes, igual que las alas de ángel que lució Katy Perry hace cuatro años. Las redes sociales no perdonan.

Te puede interesar